web
stats
Imagen por defecto

Fútbol Base – Páginas de Aficionados – Alevín “A”


Crónicas

Escuela Fútbol Juventud Madrid “A” 2 – 0 C.D. Vicálvaro “A”

¡VAYA REPASO!

Polideportivo Entrevías, sábado 22 de febrero de 2014.

Alineación CD Vicálvaro: Manu; Álvaro Pérez, Jesús, Miguel Sevilla, Diego; Paola, Álex, Javi, Gaizka; Adrián Torremocha, Antonio (cambios: Álvaro Alba por Álvaro Pérez, Alberto por Gaizka, Rafa por Javi, Adrián Torremocha por Paola, Álvaro por Manu).
Goles: 1-0 (min. 2); 2-0 (min. 16).

Llegó el día del repaso. La verdad es que todos esperábamos que sería nuestro Alevín A el que repasaría la lección como tantos y tantos sábados: gol en los primeros minutos, gran partido de los porteros, seriedad defensiva, fortaleza en el centro del campo, efectividad rematadora… Pero esta vez fuimos nosotros los repasados y, lo que aún resulta más doloroso, con nuestras propias armas: un veloz contraataque aprovechando un error al tirar el fuera de juego supuso el 1-0 en el minuto 2; una nueva jugada de velocidad, fuerza y picardía, el 2-0 en el 16. Y desde ese momento a sufrir: en defensa por los balones que siempre buscaban aprovechar los huecos dejados por la defensa adelantada; en ataque por la negativa del balón a entrar en la red, incluso cuando se dispuso de un penalti, mediada ya la segunda parte.

No fue, no es necesario recordarlo, uno de los mejores partidos disputados por nuestro equipo. En ello tuvo mucho que ver el acertado planteamiento táctico del Juventud Madrid, que aprovechó muy bien las ventajas que siempre ofrece una defensa que juega al fuera de juego y que dispuso, como en los viejos tiempos, de un libero que se ocupó de cerrar con solidez las incursiones de los delanteros azulones.

Queda como único consuelo, que este fin de semana no solamente perdió su partido el Alevín A del C. D. Vicálvaro, sino que otros grandísimos equipos, como el Atlético de Madrid o el F. C. Barcelona.

Crónica por Pedro Rojo

S.A.D. A.D.C. Parque Sureste “A” 0 – 2 C.D. Vicálvaro “A”

EL QUE LA SIGUE…

Campos del ACEF Mar Abierto, sábado 15 de febrero de 2014.

Alineación CD Vicálvaro: Álvaro; Álvaro Pérez, Jesús, Miguel Sevilla, Diego; Paola, Álex, Javi, Gaizka; Adrián Torremocha, Antonio (cambios: Alberto por Adrián Torremocha, Álvaro Alba por Álvaro Pérez, Adrián Arranz por Gaizka, Rafa por Paola).
Goles: 0-1 (Antonio, min. 5); 0-2 (Antonio, min. 43).

Dice un viejo refrán castellano que el que la sigue la consigue. Y a buen seguro que este excelente grupo de jugadores que conforma el Alevín A del C. D. Vicálvaro conseguirá cumplir sus objetivos: lleva tras de ellos desde el inicio de la temporada. Y al igual que se sigue el sueño del ascenso, sigue la tremenda racha de resultados, esta vez a costa de un buen Parque Sureste.

El equilibrio táctico con que se inició el partido se rompió a los cinco minutos, cuando Antonio aprovechó un fallo defensivo de los locales propiciado por el bote un tanto extraño del balón. Como era de esperar el Parque Sureste no se conformó con el resultado y se lanzó al ataque en busca, cuando menos, del empate. Como era de esperar también, el “Vical” aguantó los embites rivales a pie firme, apoyado en una sólida defensa fortalecida por las constantes ayudas de Javi, un gran portero y un equipo solidario en el reparto de los esfuerzos.

No sería hasta mediada la segunda parte cuando se produjera el segundo gol azulón, propiciado por una gran jugada de Paola, que, una vez en el área, cedió el balón a Antonio para que resolviera ante la salida del portero.

Con ese resultado, 0-2, finalizó el partido, que vino a sumarse a la ya larga lista de partidos oficiales consecutivos ganados por este Alevín A que parece reclamar a gritos nuevos retos que superar.

POST DATA: el gol de la semana pasada, frente al Atlético de Madrid, fue obra de Alberto. Gran gol que los ojos adormecidos de este que escribe asignaron a Javi.

Crónica por Pedro Rojo

C. D. Vicálvaro “A” 1–0 Club Atlético de Madrid “E

COSA DE DOS… JUGADAS

Campo del CD Vicálvaro, sábado 8 de febrero de 2014.

Alineación CD Vicálvaro: Álvaro; Álvaro Pérez, Óscar, Miguel Sevilla, Diego; Gaizka, Álex, Javi, Alberto; Adrián Torremocha, Antonio (cambios: Jesús por Óscar, Álvaro Alba por Álvaro Pérez, Adrián Arranz por Gaizka, Rafa por Adrián Torremocha, Manu por Álvaro).
Goles: 1-0 (Javi, min. 3).

El encuentro disputado, y nunca mejor utilizado el término ya que fue un partido muy “disputado”, se resume en dos jugadas. La primera de ellas, como es habitual, a los pocos minutos del comienzo: gran pase de Adrián Torremocha a Javi, quien levanta el balón ante la salida del portero y lo introduce en la portería.

La segunda sucedió en el minuto 19: internada por la banda derecha del ataque rojiblanco, el delantero entra en el área, llega casi a la línea de fondo y acaba en el suelo cuando Álvaro sale a tapar el hueco. La jugada, desafortunada toda ella, acaba en penalti y con ella parece finalizar la buena estrella del Vicálvaro. Todo el mundo teme lo peor: ¿todo el mundo? No. Porque ahí estaba Álvaro que rechaza el lanzamiento con una gran estirada hacia su lado derecho. ¿Sería la máscara la que le trajo la suerte…? Sabemos que no, como también sabemos que el gol de Javi tampoco fue una jugada de fortuna: la suerte es para los que la necesitan, no para los buenos jugadores.

Tras el gol y el penalti llegaron momentos de agobio para los chicos azulones. El Atlético de Madrid tiene un muy buen equipo y eso se dejó notar. Pero pese a su calidad y su excelente planteamiento táctico no consiguió doblegar a un Vicálvaro construido desde el esfuerzo solidario de todos y cada uno de sus jugadores.

Partido muy trabajado, en suma, tras el que nuestros alevines continúan contando sus encuentros por victorias.

Crónica por Pedro Rojo

C. D. Vicálvaro “A” 10–1 Vallecas C. F. “A”

ERAN DIEZ… CROMOS POR PAQUETE…

Campo del C. D. Vicálvaro, sábado 1 de febrero de 2014.

Alineación CD Vicálvaro: Manu; Diego, Óscar, Miguel Sevilla, Álvaro Alba; Paola, Javi, Álex, Alberto; Adrián Torremocha, Antonio (cambios: Jesús por Óscar; Álvaro por Manu; Adrián Arranz por Paola; Álvaro Pérez por Álvaro Alba; Rafa por Adrián Torremocha).

La situación que se vivía en las oficinas del club en las horas previas al partido era de tensión. Acababan de llegar los cromos de la imprenta y había que decidir rápidamente cómo repartirlos: en sobres de cinco, en paquetes de diez, a bulto… Finalmente, alguien hizo oír su voz sobre las demás y dijo: “¡Mete diez! ¡Mete diez en cada paquete!”. Como era de esperar la gran voz se oyó incluso desde el vestuario, pero de modo incompleto: “¡Mete diez! ¡Mete diez…!”. Y eso hicieron los sufridos muchachos del Alevín A: meter diez… goles en la portería del Vallecas.

El festival goleador comenzó a los cinco minutos de partido: robo de balón de Javi que resuelve con un golazo por alto (1-0). A los ocho minutos bien pudo haber empatado el Vallecas, pero el propio Javi lo evitó sacando el balón debajo de los palos. Dos minutos más tarde, en el diez, Torremocha remata un saque de córner y coloca el balón en la escuadra (2-0). A los veinte de la primera parte el mismo Torremocha recibe un balón en el interior del área, amaga el disparo, regatea a un contrario y chuta a gol (3-0). Poco después, en el veinticinco, Alberto pone un balón a Paola en el corazón del área y, tras anticiparse al portero, lo envía al fondo de las mallas (4-0). Y justo al borde del descanso, Álex se encargaría de dejar el marcador con un contundente 5-0 de fuerte disparo desde fuera del área.
Llegado el descanso, y ya que los jugadores están en el vestuario, es el momento de aludir a la afición, que durante todo el partido anima sin cesar, y muy en especial a nuestras animadoras más marchosas: Martina, Inés y Marina.

Volviendo al fútbol, la segunda parte comienza como finalizó la primera, con gol, en este caso de Antonio. Pero en esta ocasión el Vallecas no perdonó y dos minutos después del gol de Antonio consiguió marcar el 6-1 de rápido y certero contragolpe. Después vendrían cuatro goles más: dos de Alberto, uno tras rechace del portero (7-1) y el otro tras regatear al guardameta en su salida (8-1), de Adrián Arranz tras interceptar un mal despeje del portero (9-1) y de Antonio tras gran jugada con Alberto (10-1).

Finalmente, como hemos visto, metieron diez: cromos en el sobre y goles en el campo…

Crónica por Pedro Rojo

Club Fundación Rayo Vallecano “B” 2–5 C. D. Vicálvaro “A”

LA TABLA DEL CUATRO

Ciudad Deportiva Rayo Vallecano, sábado 25 de enero de 2014.

Alineación CD Vicálvaro: Manu; Diego, Óscar, Miguel Sevilla, Álvaro Alba; Alberto, Javi, Álex, Paola; Gaizka, Antonio (cambios: Adrián Torremocha por Gaizka, Adrián Arranz por Alberto, Jesús por Óscar, Álvaro Pérez por Álvaro Alba, Álvaro por Manu).

Goles: 0-1 (Javi, min. 1); 0-2 (Antonio, min. 11); 1-2 (min. 16); 1-3 (Antonio, min. 27); 1-4 (Antonio, min. 36); 2-4 (min. 58); 2-5 (Antonio, en el descuento).

Poco se sabía hasta el momento sobre la estrategia que David Martín ha desarrollado para convertir al Alevín A del C. D. Vicálvaro en un equipo rocoso, peleón y contundente.

El pasado sábado quedó clara la base en la que dicha estrategia se sustenta: la tabla del cuatro. Y es que los jugadores del “Vical” se multiplican por cuatro: Manu por cuatro es igual a cuatro porteros, que igual salen fuera del área a cortar balones que montan un contraataque con sus saques en largo; la defensa por cuatro son dieciséis defensas, de modo que los jugadores rayistas no encontraban apenas huecos por donde filtrar el balón.

Lo mismo ocurre en el centro del campo, y cuatro Javis son demasiados Javis para cualquier equipo (aunque en este caso queda la duda de si Javi ha estudiado la tabla del cuatro o la del seis…) y más si a su lado tiene a cuatro Álex. La velocidad de Alberto y Paola cuando se multiplica por cuatro haría temblar al mismo Fernando Alonso, cuanto más a las defensas que ven como pasan por su lado como balas. Y en punta, Gaizka genera peligro constante como si de cuatro mediapuntas se tratase.

Queda Antonio, alumno rezagado que no entendió bien la consigna: “Multiplícate por cuatro” y entendió que metiera cuatro, tarea que cumplió obedientemente.

Hasta los cambios se multiplican por cuatro, pero en esta ocasión la presencia de Álvaro hizo saltar la estrategia: ya no eran cuatro, sino cinco, por lo cual se tuvo que poner una máscara, para disimular el error aritmético.

En resumen, una vez más partido redondo de los chicos de David, empeñados en echar por tierra los malos augurios de algún “gafe”, empeñado durante todo el partido en ver nubarrones negros sobre el Vicálvaro, pese a que la tarde era soleada y a que, por fin, parece que se van recuperando todos.

Crónica por Pedro Rojo

C. D. Vicálvaro “A” 7–1 Esc. Mun. Fut. Valdemoro “C”

PIM, PAM, PUM… Y A LA LONA

Campo de Vicálvaro, sábado 18 de enero de 2014. Categoría Alevín.

Alineación CD Vicálvaro: Manu; Diego, Óscar, Miguel Sevilla, Álvaro Alba; Paola, Javi, Álex, Alberto; Adrián Torremocha, Antonio (cambios: Gaizka por Adrián Torremocha; Adrián Arranz por Paola; Jesús por Óscar).

Goles: 1-0 (Javi, min. 1); 2-0 (Álex, min. 3); 3-0 (Paola, min. 9); 3-1 (min. 10); 4-1 (Antonio, min. 23); 5-1 (Gaizka, min. 49); 6-1 (Álex, min. 54); 7-1 (Javi, min. 55).

Los más veteranos del lugar recordarán, sin lugar a dudas, aquellas veladas de boxeo que se emitían por TVE en los años 70 y primeros 80. Eran días en los que aún no se había vetado este deporte en televisión y días en los que no había opción: o se veía TVE o no se veía nada. De modo que todos los niños de la época, para bien o para mal, conocíamos las andanzas de Perico Fernández, Pedro Carrasco o Dum Dum Pacheco. En cuanto a los combates, se podían ganar de muchas maneras: tocando y tocando al rival hasta conseguir vencerlo a los puntos o bien golpeando desde el principio para buscar el KO. Y digo todo esto porque el Alevín A del CD Vicálvaro recuerda en sus últimos partidos a este segundo tipo de boxeadores: sin preámbulo ninguno sale a buscar al rival con tal contundencia que a los pocos minutos del partido ya le ha hecho besar la lona en dos o tres ocasiones con sus goles.

Así ocurrió el pasado sábado: un tiro bombeado de Javi desde fuera del área, una falta magistralmente lanzada por Álex y un tiro cruzado de Paola pusieron el 3-0 en el marcador a los 9 minutos. Con esa losa encima es muy difícil para el equipo rival no ya remontar, sino tan siquiera volver a entrar en el partido. Y sin embargo, el Valdemoro lo hizo con un juego basado en el toque y el buen gusto futbolístico que tras su gol hacía pensar en que aun tenía opciones de acortar más las distancias. No fue así porque de nuevo, como si de un combate de boxeo se tratara, volvió a recibir un duro golpe: el cuarto gol, obra de Antonio de tiro también bombeado y cruzado a la escuadra.

La segunda parte volvió a mostrar a un Valdemoro con mucho criterio a la hora de jugar el balón, buscando muy bien los desmarques de sus delanteros. Pero las ocasiones creadas se encontraron con un inspirado Manu, en el que se estrellaban una y otra vez los ataques visitantes.

En resumen, dos estilos bien diferentes de juego que reflejaron dos concepciones del fútbol: una basada en el toque y la otra en el fútbol directo y contundente. El sábado, ganó la segunda, la del Alevín A del CD Vicálvaro que acostumbra, como aquellos pesos pesados de los 70, a enviar a la lona.

Crónica por Pedro Rojo

Escuela Deportiva Moratalaz “C” 0–5 C. D. Vicálvaro “A”

LA APISONADORA AZUL

Campo de Moratalaz (La Dehesa), sábado 11 de enero de 2014. Categoría Alevín.

Alineación CD Vicálvaro: Manu; Álvaro Pérez, Jesús, Miguel Sevilla, Álvaro Alba; Gaizka, Javi, Álex, Alberto; Adrián Torremocha, Antonio (cambios: Paola por Gaizka; Diego por Álvaro Pérez; Óscar por Jesús; Rafa por Adrián Torremocha; Álvaro por Manu).

Goles: 0-1 (Antonio, min. 1); 0-2 (Gaizka, min. 2); 0-3 (Álex, min. 37); 0-4 (Antonio, min. 57); 0-5 (Paola, min. 58).

Nuevo y contundente triunfo del Alevín A del CD Vicálvaro, cimentado como empieza a ser habitual, en una efectividad capaz de sacar del partido a cualquier equipo: un 0-2 a los dos minutos del inicio hace muy cuesta arriba la disputa del resto del encuentro.

Pese a todo, el Moratalaz mostró a las claras su apuesta futbolística, basada en el toque, en el juego al pie, rehuyendo el pelotazo. El Vicálvaro, por su parte, jugó haciendo gala de sus virtudes: la presión agobiante sobre el rival y la velocidad en el ataque.

El duelo de entrenadores acabó convirtiendo el partido en una partida de ajedrez, en la que a cada movimiento del rival el contrario oponía su jugada: si el Vicálvaro gusta de jugar balones largos buscando espacios para la carrera de sus delanteros, el Moratalaz adelantaba el portero hasta una posición arriesgada pero fundamental para el corte. Si el Moratalaz salía jugando por las bandas, el Vicálvaro ahogaba con su presión a los posibles receptores del balón que rápidamente lo perdían. Y de hecho fue esta presión sobre el saque la que propició varios de los goles del Vicálvaro, como el de Gaizka o el de Álex.

Una victoria más, en suma, que sin tener tanto brillo como alguna de las anteriores viene a demostrar una vez más la fe inquebrantable en el trabajo de este irrepetible grupo de jugadores.
P. D.: un besazo para nuestro portero, Álvaro, y para nuestros jugadores Álvaro Pérez y Rafa, que, por unas causas u otras los esta pasando regurlacillo estos días.

Crónica por Pedro Rojo

C.D. Vicálvaro “A” 10-0 Esc. F. Arganda “B”

AL FIN RESPIRAN TRANQUILOS

Campo CD Vicálvaro, sábado 14 de diciembre de 2013.Categoría Alevín.

Alineación CD Vicálvaro: Álvaro; Álvaro Pérez, Óscar, Jesús, Diego; Paola, Gaizka, Javi, Adrián Arranz; Adrián Torremocha, Antonio (cambios: Alberto por Antonio, Álex por Paola, Álvaro Alba por Diego).

Goles: 1-0 (Antonio, min. 1); 2-0 (Antonio, min. 6); 3-0 (Antonio, min. 10); 4-0 (Antonio, min. 22); 5-0 (Adrián Torremocha, min. 23); 6-0 (Antonio, min. 24); 7-0 (Javi, min. 27); 8-0 (Adrián Torremocha, min. 29); 9-0 (Javi, min. 47); 10-0 (Gaizka, min. 60).

Al fin respiran tranquilos los responsables de los equipos españoles clasificados para los octavos de final de la Champions League. Más en particular sus entrenadores, Simeone, Martino y Ancelotti, ya que una vez celebrado el correspondiente sorteo han podido comprobar, aliviados, que a ninguno le ha correspondido enfrentarse al Alevín A del CD Vicálvaro. Y es que, sin duda, este era el equipo a temer vista la racha de resultados de la que hace gala a lo largo de la presente temporada.

Línea a línea, jugador a jugador, pocos equipos le hacen sombra: la portería perfectamente cubierta por Álvaro y Manu; una defensa sobria, rápida y contundente cuando es preciso, formada por Álvaro Pérez, Álvaro Alba, Óscar, Jesús, Miguel Sevilla y Diego; un centro del campo aguerrido y con clase, buscando siempre el desmarque de sus compañeros y con velocidad para desbordar por las bandas, en el que se encuadran Javi, Álex, Gaizka, Adrián Arranz, Alberto y Rafa; y una delantera en la que Paola, Adrián Torremocha y Antonio culminan en forma de goles el juego de todos sus demás compañeros. La orquesta la dirige un equipo técnico encabezado por David Martín, entrenador de carácter en la estela de un Luis Aragonés o un José Antonio Camacho, apoyado en la bonhomía de Luis Martín y la experiencia de Toni, que aun sin gozar de la belleza del Mono Burgos realiza una tarea tan insustituible como la del exportero rojiblanco. Y por si fuera poco, en las gradas se encuentra una impresionante afición en la que padres, madres, abuelos, abuelas, hermanos y hermanas forman una piña capaz de comerse las camisetas de sus hijos o de quemar el Whatsapp cuando así lo exigen los acontecimientos.

Alabanzas al margen, no podemos confirmar que ninguno de los citados Simeone, Martino o Ancelotti asistiera el pásado sábado al partido que el equipo disputó frente al Alevín B de la Escuela de Fútbol de Arganda. Aunque si lo hicieron es probable que se perdieran el primer gol de Antonio: apenas transcurrieron ocho segundos desde el pitido del árbitro, que aun estaba quitándose el silbato de los labios, cuando el balón ya había besado las mallas por primera vez. Y es que el balón, sin duda por el espíritu navideño que nos invade, estaba besucón: hasta diez veces besó la red y alguna más los postes, a los que pareció cogerles también cariño. Tanto fue el cántaro a la fuente que la primera parte finalizó con un contundente 8-0 por lo que cabía esperar otro festival de goles en la segunda parte.

Pero los cambios introducidos por el entrenador visitante y el amor propio de los jugadores argandeños evitaron lo que podía haber sido una goleada de escándalo; incluso, adelantando líneas, provocaron alguna jugada de peligro bien resuelta por Álvaro y su defensa.

Mientras tanto, finalizado el partido y conocido el sorteo, a Barcelona, Real Madrid y Atlético les

Crónica por Pedro Rojo

C. D. Colmenar de Oreja 0-5 C.D. Vicálvaro “A”

BENDITA RUTINA

Campo de Colmenar de Oreja, sábado 30 de noviembre de 2013.Categoría Alevín.

Alineación CD Vicálvaro: Álvaro; Diego, Óscar, Miguel Sevilla, Álvaro Alba; Alberto, Gaizka, Álex, Adrián Arranz; Paola, Antonio (cambios: Álvaro Pérez por Álvaro Alba; Javi por Óscar; Adrián Torremocha por Adrián Arranz).

Goles: 0-1 (Antonio, min. 14); 0-2 (Alberto, min. 17); 0-3 (Alberto, min. 32); 0-4 (Álex, min. 56); 0-5 (Gaizka de penalti, min. 57).

Si se define, con cierta libertad, la palabra rutina como “el hábito adquirido de hacer las cosas, que se convierte en costumbre y se utiliza repetidamente”, los partidos del Alevín A del CD Vicálvaro se han convertido en rutina, en una bendita rutina.

Como siempre, los goleadores dedicaron sus tantos a los compañeros que lesionados o enfermos no pudieron jugar; en este caso a Rafa, Manu y al indómito Jesús, que pese a su indisposición insistía en jugar. Bendita rutina…

Como siempre, el equipo rival se vio sorprendido por la velocidad de Antonio, Alberto y Paola, que desbordaron una y otra vez a los defensas. Bendita rutina…

Como siempre, los delanteros se mostraron generosos y en lugar de buscar resolver las jugadas de forma personal no dudaron en dar el balón al compañero desmarcado que no tuvo nada más que empujar el balón a la red. Bendita rutina…

Como siempre, las jugadas a balón parado, faltas o saques de esquina, generaron muchísimo peligro en el área contraria ya fueran lanzadas por Álex o por Gaizka. Bendita rutina…
Como siempre, Álvaro realizó una parada portentosa resolviendo un peligroso mano a mano. Bendita rutina…
Como siempre, la última galopada de Antonio, una vez desbordado el portero, acabó en penalti. Bendita rutina…

Como siempre, el otro equipo, en este caso el CD Colmenar de Oreja, apretó los dientes y vendió muy cara su derrota, destacando, entre otras, la actuación de los porteros. Bendita rutina…

Como siempre, en la banda estuvieron, cuidando, animando, ordenando y motivando al equipo, Luis, Toni y David, los verdaderos responsables de esta bendita rutina que esperemos que se mantenga partido tras partido.

Crónica por Pedro Rojo

C.D. Vicálvaro “A” 12-0 Esc. F. C. D. Mar Abierto

BAJO LOS PALOS

Campo del CD Vicálvaro, sábado 23 de noviembre de 2013.Categoría Alevín.

Alineación CD Vicálvaro: Álvaro; Álvaro Pérez, Óscar, Jesús, Álvaro Alba; Adrián Arranz, Álex, Javi, Gaizka; Alberto, Antonio (cambios: Paola por Alberto, Adrián Torremocha por Álex, Diego por Álvaro Alba, Miguel Sevilla por Jesús, Manu por Álvaro).

Goles: 1-0 (Javi, min. 1); 2-0 (Antonio, min. 5); 3-0 (Adrián Arranz, min. 6); 4-0 (Antonio, min. 7); 5-0 (Álex, min. 11); 6-0 (Alberto, min. 16); 7-0 (Álex, min. 25); 8-0 (Alberto, min. 27); 9-0 (Antonio, min. 29); 10-0 (Paola, min. 39); 11-0 (Antonio, min. 57); 12-0 (Adrián Torremocha de penalti, min. 59).

Hola, soy Álvaro, el portero del Alevín A del CD Vicálvaro. Como llevo unos partidos sin hacer otra cosa que pasar frío, pasear de un palo al otro y pegar algún saltito para tocar el larguero, le he pedido al cronista habitual que me permita hacer la crónica desde mi posición, la portería, y así por lo menos me entretengo, hago algo de utilidad y enseño el fútbol desde una visión totalmente distinta a la habitual.

Como podéis imaginar, poco os puedo decir del equipo contrario. Gracias a ellos estoy aquí escribiendo, en lugar de estar haciendo paradas… No obstante, quiero destacar su deportividad: ni una mala patada, ni un mal gesto, ni un dejarse llevar que hubiera devaluado sobremanera el partido. Y, por cierto, mis colegas los porteros del Mar Abierto, pese a lo que pueda parecer el resultado, no estuvieron nada mal.

Nuestros goles llegaron muy pronto, la verdad. Casi no me había dado tiempo a ponerme bajo los palos cuando Javi ya había marcado el primero. Antonio y Alberto, que llevan unos partidos en que parecen el Dúo Dinámico (por lo veloces) fabricaron casi después el segundo. Adrián se sumó a la fiesta, con una hermosa vaselina, y después Álex, Paola… En fin, lo de siempre. Y como siempre también, Jesús, Óscar, Álvaro Pérez y Álvaro Alba se empeñaron en que no tocara un balón, siempre seguros al corte e impidiendo que el equipo contrario se acercara aunque solo fuera un poquito a mí. Menos mal que mediada la segunda parte cedí la pluma a Manu…

… Y yo, Manu, salí en la segunda parte. La verdad es que en ese momento el partido languidecía: tras el nueve cero de la primera parte, y el gol de Paola en el minuto 9 de la segunda, no ocurría nada. También es verdad que el Mar Abierto se defendía, como ha dicho Álvaro, como si fuéramos empate a cero. Y he de reconocer que hasta tuve que salir un par de veces a despejar con el pie. Pero, en resumen, que tanto Álvaro como yo pasamos mucho frío, vimos, desde lejos, una docena de goles y ¡¡¡nos aburrimos mucho!!!.

Crónica por Pedro Rojo

E.F. Vicálvaro “A” 1-13 C.D. Vicálvaro “A”

Y NADA MÁS…

Polideportivo de Vicálvaro, sábado 16 de noviembre de 2013. Categoría Alevín.

Alineación CD Vicálvaro: Álvaro; Diego, Jesús, Miguel Sevilla, Álvaro Alba; Paola, Alex, Javi, Alberto; Adrián Torremocha, Antonio (cambios: Óscar por Jesus, Álvaro Pérez por Diego, Adrián Arranz por Adrián Torremocha, Manu por Álvaro).

0-1 (min. 5): pase en profundidad a Antonio por la izquierda, quien la pone al centro del área para que Paola remate de extraodinario golpeo con la izquierda.
0-2 (min. 17): desafortunada jugada entre el portero y sus defensas, balón que queda suelto y que aprovecha Antonio.
0-3 (min. 23): tiro parabólico de Alberto desde la banda izquierda que introduce un defensa en su propia portería.
0-4 (min. 27): jugada individual de Antonio por la izquierda, que cruza el balón lejos del alcance del portero.
0-5 (min. 34): nueva jugada personal de Antonio, que introduce el balón en las mallas tras regatear a portero y defensas.
0-6 (min. 37): gran pase en profundidad de Antonio que Alberto envía magistralmente a la red.
0-7 (min. 40): contragolpe velocísimo de Antonio y Alberto que culmina este último.
0-8 (min. 44): una jugada más protagonizada por Antonio, quien pasa a Alberto para conseguir un nuevo gol.
0-9 (min. 48): presión de Paola sobre el portero rival culminada por ella misma.
0-10 (min. 52): gran corte en defensa de Álvaro Alba, que origina un contragolpe resuelto por Javi de golpeo que recordó las legendarias cucharas del madridista Raúl González.
0-11 (min. 54): jugadón de Paola que remata certeramente tras superar al portero.
0-12 (min. 58): precioso remate con muchísimo sentido de Álex, que rechaza el portero para que en un nuevo remate el centrocampista haga su gol.
0-13 (min. 59): pase de la muerte de Javi que Paola resuelve con eficacia.
1-13 (min. 60): tiro de media distancia que encuentra la escuadra de la portería defendida por Manu.

Y nada más… Solo queda espacio para reseñar cómo los estupendos muchachos de este equipo (Álvaro, Diego, Jesús, Miguel Sevilla, Álvaro Alba, Paola, Alex, Javi, Alberto Adrián Torremocha, Antonio, Óscar, Álvaro Pérez, Adrián Arranz, Manu y seguro que Gaizka desde la distancia) acabaron dedicando el triunfo en el vestuario a Rafa, quien sufrió una lesión muscular durante el calentamiento y no pudo disputar el partido, ese fue el mejor.

Crónica por Pedro Rojo

C.D. Vicálvaro “A” 3-1 C.D. Covibar “A”

FRIALDAD SOBRE EL CAMPO Y EN LAS GRADAS

Estadio de Vicálvaro, sábado 9 de noviembre de 2013. Categoría Alevín.

Alineación CD Vicálvaro: Manu; Diego, Óscar, Miguel Sevilla, Álvaro Alba; Gaizka, Alex, Javi, Alberto; Adrián Torremocha, Antonio (cambios: Jesús por Óscar, Álvaro Pérez por Diego, Rafa por Adrián Torremocha, Adrián por Gaizka, Álvaro por Manu).

Goles: 1-0 (Gaizka, minuto 18); 1-1 (minuto 20); 2-1 (Gaizka, minuto 25); 3-1 (Antonio, minuto 33).

Ya se sabe que noviembre trae los primeros fríos. Una primera sensación de frialdad que comienza a alterar los cuerpos y de la que se contagió el juego del equipo durante gran parte del partido. Pese a resolver el encuentro con la habitual solvencia, se echó de menos esta tarde la intensidad desplegada en otras ocasiones. Tuvo su parte de culpa el Covibar, que, tras realizar una buena primera parte, bajó un tanto los brazos en la segunda, facilitando el control del partido por los muchachos entrenados por David. Los primeros compases fueron de un toma y daca de los dos equipos: a cada ocasión de los vicalvareños respondía el Covibar con un peligroso ataque, exigiendo mucho a la defensa, en la que destacó la labor de Álvaro Alba, quien una y otra vez desbarató el ataque por su banda. Así las cosas, hubo que esperar hasta el minuto 18 para que Gaizka aprovechara un balón mordido que Antonio puso en el punto de penalti para de certero remate hacer subir el primer gol al marcador. El gol, lejos de amilanarlos, no hizo sino espolear a los jugadores del Covibar, que adelantando las líneas pusieron cerco a la portería defendida por Manu. Y el premio no tardó en llegar: una falta sacada en largo, desde casi la línea divisoria, llegó al área pequeña, donde el atacante no tuvo más que empujarla a la red. Pero, como bien saben todos sus rivales, si algo caracteriza a los muchachos del Alevín A es su machacona insistencia, basada en el enorme trabajo de sus cerebros del centro del campo, Álex y Javi, quienes volvieron a tomar el mando de la situación, propiciando una jugada de Antonio rematada nuevamente por Gaizka. La puntilla la dio Javi nada más comenzar la segunda parte: una enorme jugada por la banda izquierda plena de fuerza y velocidad culminó con un balón al punto de penalti que Antonio remató con su acostumbrada habilidad al palo contrario, lejos del alcance del portero. A partir de entonces bajó mucho la intensidad del partido. El encuentro se fue poco a poco enfriando y el frío llegó a las gradas, donde sorprendió a unos padres que todavía no estaban preparados para los primeros escarceos invernales.

C.D. Vicálvaro “A” 2-0 Esc. Fútbol Juventud Madrid “A”

Sudor, lágrimas y victoria

Estadio de Vicálvaro, sábado 26 de octubre de 2013

Alineación CD Vicálvaro: Álvaro; Álvaro Pérez, Óscar, Jesús, Miguel Sevilla; Gaizka, Alex, Javi, Paola; Adrián Torremocha, Antonio (cambios: Diego por Álvaro Pérez, Alberto por Paola, Álvaro Alba por Jesús, Rafa por Gaizka).

Goles: 1-0 (Rafa, minuto 52); 2-0 (Álex, minuto 55).

Algo más que sudor y lágrimas hubo de poner sobre el césped el aguerrido equipo de David Martín para superar a los muy ordenados y poderosos físicamente alevines de la Escuela de Fútbol Juventud de Madrid. Su excelente colocación y el buen balance defensivo obligaron a los jugadores del Vicálvaro a disputar un partido mucho más táctico, lejos del fútbol directo al que nos han tenido acostumbrados durante las últimas semanas.

El centro del campo puso el sudor y Javi, en particular, las lágrimas, aunque no llegaran a aflorar a sus ojos: su omnipresencia para cortar balones le hizo en esta ocasión recibir varios golpes y balonazos, que habrían dejado fuera de combate a cualquier otro jugador, pero no así al bravo medio vicalvareño que siguió peleando cada pelota como si en ella le fuera la vida.

El otro héroe del partido fue el portero, Álvaro. Suyas fueron algunas de las mejores intervenciones del partido con muy atinadas salidas que lograron cortar los peligrosos contragolpes del equipo rival. Y ello sin olvidar su seguridad en el mano a mano, que logró mantener la portería a cero cuando más lo necesitaba el equipo.

Con tanto esfuerzo, con Álvaro Pérez sacando una y otra vez el balón por su banda en largas cabalgadas, con Álex cortando las salidas rivales, con Gaizka y Paola subiendo y bajando constantemente sus bandas, eran más necesarios que nunca los cambios, que a la postre resultarían fundamentales. De las botas de uno de los jugadores de refresco, Rafa, llegaría el primer gol, tras una jugada embarullada en el área de la Juventud, en la que los jugadores rivales reclamaron un posible fuera de juego de Antonio. De las botas de Alberto, otro de los incorporados en la segunda parte, nacería una bella y emocionante jugada, iniciada en el centro del campo y en la que superó por velocidad a cuanto defensa se interpuso en su camino, para poner finalmente un balón en el punto de penalti que Álex envió con calidad al fondo de las mallas.

Sufrido triunfo, con sudor y con lágrimas pero triunfo al fin y al cabo, que da al Alevín A del CD Vicalvaro tres puntos.

CD Vicálvaro “A” 7 -5 S.A.D. A.D.C. Parque Sureste “A”

Las prisas fueron buenas consejeras

Estadio de Vicálvaro, domingo 20 de octubre de 2013

Alineación CD Vicálvaro: Álvaro; Álvaro Pérez, Óscar, Jesús, Miguel Sevilla; Gaizka, Alex, Javi, Paola; Adrián Torremocha, Antonio (cambios: Diego por Álvaro Pérez; Alberto por Paola; Adrián por Gaizka; Álvaro Alba por Óscar; Rafa por Adrián Torremocha).

Goles: 1-0 (Antonio, en el minuto 1); 1-1 (minuto 3); 2-1 (Antonio, minuto 6); 3-1 (Gaizka, minuto 10); 4-1 (Antonio, minuto 15); 5-1 (Óscar, minuto 20); 6-1 (Antonio, minuto 25); 7-1 (Alberto, minuto 41).

Las prisas fueron, pese a lo que diga el refrán, buenas consejeras para el Alevín A del CD Vicálvaro que no espero más de diez minutos para dejar el marcador con un contundente 3-1 que no fue ya capaz de levantar el Parque Sureste.

No había dado tiempo todavía al árbitro de apartar el silbato de su boca tras dar el pitido inicial cuando Antonio, aprovechando un gran pase largo, marcaba el primer gol, superando en velocidad a los defensas rivales. La alegría duró poco, ya que los muchachos del Sureste consiguieron el empate pocos minutos después. Pero era tarde de prisas: un nuevo balón largo, la velocidad de Antonio y un toque por encima de la salida del portero pusieron nuevamente por delante al Vicálvaro.

Tras el segundo gol el Parque Sureste se vio desbordado por el sólido centro del campo vicalvareño, que robaba una y otra vez balones que llegaban inmediatamente a los puntas de modo que una nueva carrera de Antonio se vio rematada por la colocación de Gaizka, que aprovechó un balón suelto en el área. Unos minutos después Antonio volvió a ser protagonista, al culminar otro contraataque con un remate con la izquierda cruzado al palo contrario. Incluso el Vicálvaro se demostró poderoso en las jugadas a balón parado, esta vez con un remate de Óscar a la salida de un córner que dejaba el marcador con un contundente 5-1. Poco antes del descanso, un robo en la salida del balón de la defensa rival permitió a Antonio marcar el 6-1 con el que se llegaría al descanso.

En la segunda mitad el Parque Sureste salió mucho más entonado que en la primera y fue capaz de superar en muchas ocasiones al centro del campo vicalvareño. Pero unas veces las intervenciones de Álvaro bajo palos y otras la velocidad y colocación de sus compañeros en defensa hicieron inútiles los esfuerzos del equipo visitante, que mereció algún premio mayor a su trabajo. Por el contrario, el Vicálvaro, sin prodigarse tanto en ataque como en la primera mitad, obtendría nuevamente la recompensa del gol tras una gran jugada de equipo con rechace en el larguero que culminaría

Atlético Madrid “E” 1-5 C.D. Vicálvaro “A”

Contra las dudas, goles

Estadio de Cotorruelo, sábado 12 de octubre de 2013

Alineación CD Vicálvaro: Álvaro; Álvaro Pérez, Óscar, Miguel Sevilla, Álvaro Alba; Adrián, Alex, Javi, Paola; Adrián Torremocha, Antonio (cambios: Gaizka por Adrián; Jesús por Álvaro Alba; Alberto por Paola; Rafa por Adrián Torremocha).

Goles: 1-0 (Antonio de tiro cruzado, en el minuto 8); 2-0 (Javi de enorme golpeo desde el borde del área grande, en el minuto 15); 3-0 (Antonio culminando una gran jugada del equipo, en el minuto 18); 3-1 (gran jugada por la banda izquierda del ataque rojiblanco culminada con un pase medido a la cabeza del delantero, minuto 35); 4-1 (Adrián Torremocha, aprovechando el lanzamiento medido de una falta por Gaizka, minuto 40); 5-1 (Antonio tras jugada personal culminada con regate al portero, minuto 50).

El Alevín A del CD Vicálvaro tardó muy poco en disipar las dudas que pudieran haberse generado tras los partidos amistosos del fin de semana anterior. No había transcurrido ni un minuto de partido cuando Antonio dejó claro a la defensa rival quién era el más rápido y obligó a su portero a realizar una excelente parada. Fue solo el primer aviso de lo que esperaba al Atlético de Madrid que, pese a su buen tratamiento del balón, se vio desbordado por la intensidad y la presión de los muchachos azulones. Poco pudieron hacer los atléticos ante este empuje y hubieron de retirarse al descanso con un tres cero en contra que podía haberse incluso ampliado con alguna otra ocasión salvada por el buen portero rojiblanco.

La segunda parte comenzó con un Atlético de Madrid que con su buen toque y distribución de balón conseguía llegar al área visitante, logrando pronto el premio del gol. No se descompuso sin embargo el Vicálvaro, que pasó a hacer un fútbol control que diluyó poco a poco el empuje local. Dos nuevos goles vinieron a sentenciar el marcador, que pudo haber sido más abultado de haber visto el colegiado lo que pareció un claro penalti del portero sobre Antonio.

Gran trabajo, como siempre, de todo equipo, aunque cabe destacar el gran despliegue realizado por Javi en el centro del campo, las incursiones de Adrián y Paula, que desbordaron por sus bandas, y el espectacular arranque goleador de Antonio, que descompuso una y otra vez la defensa atlética y cuya cuenta goleadora pudo haber sido incluso mayor si la suerte le hubiese acompañado en alguno.

Última actualización – 14/02/14



    css.php